Archivo de la categoría: audio

Encerrados con un solo currículo. Competencias computacionales, conocimiento distribuído y tiro porque me toca

Este mes hemos conocido algunos de los nuevos despropósitos del constructivismo educativo, esa gran estafa intelectual. Por una parte, nos dejan claro que la tabla de multiplicar no importa, que lo que cuenta es el proceso deliberativo en forma de competencia matemática. Así que ya saben, cuando vayan a negociar la hipoteca, 3×4=11; la cosa es convencer al banco:

También sabemos que los maniáticos competenciales del “learning by doing” están por la “competencia sexual” en el aula, una cosa que habrá quien piense que se parece mucho a la “pedofilia”, versión cutre de algunas costumbres griegas de la Antigüedad, en una prosa que nada tiene que ver con el brillante estilo del Corydon (1924) de André Gide. Lógica no les falta: educación sexual + aprender haciendo = eso.

En Gran Bretaña siguen dando bandazos, como se deduce de un post reciente de Cristóbal Cobo. Resulta que el currículo TIC ha resultado “pobre, aburrido y básico”, algo que ya sabíamos desde el principio. La nueva ocurrencia para sustituirlo es el currículo pos-TIC o computacional (si un currículo caduca antes que un yogur, igual es cosa de hacérselo mirar, en vez volver a parchearlo).

Esto del currículo computacional es lo que llevan haciendo los chinos por su cuenta desde hace tiempo, aunque muchos de ellos a palos y en sótanos insalubres.

Cuando el tiempo corre tan deprisa, lo necesario es buscar lo intemporal. Crear programadores en creación de apps, sin saber si existirán las apps cuando acaben los estudios, y con millones de asiáticos más preparados y con más “learning by doing” (a la fuerza ahorcan) no lleva a ningún sitio, aunque algunos pedagogos podrán pagar la hipoteca sin saber la tabla de multiplicar. Necesitamos currículos abiertos que duren cien años, no currículos claustrofóbicos que duren seis meses. Es posible que haya buenas intenciones en todo esto, pero el enfoque es el de siempre: constructivismo rancio, es decir, la versión ikea del “hombre nuevo” en forma de “capital humano”.

El aprendizaje (el conocimiento, porque estamos hablando de eso) tiene lugar fuera de esos campanarios. Esto lo vio perfectamente George Siemens, al que hemos seguido, traducido y difundido en este blog desde el principio, contra viento y marea, más solos que la una. Hace poco estuvo Siemens en una universidad australiana y nos dejó otro análisis certero de la intrínseca cualidad distribuída y conectada del conocimiento y el aprendizaje.

Quien quiera ver la charla de Siemens, que aproveche, haciendo clic en esta imagen:

siemens

Marcelino. Español para suecos antes del boom turístico

Rebuscando papeles y vinilos en los mercados de pulgas de Estocolmo, me he topado con un par de singles 45 rpm titulados “Marcelino. Spansk nybörjarkurs” (“Marcelino. Un curso de español para principiantes”, 1965).

Se trata de unos diálogos dramatizados dirigidos al “radioyente” sueco, obra de Trinidad Sánchez-Maza. Desconozco la identidad de la autora, que parece ligada a la Radio Sueca (Sveriges Radio) entre finales de los 50 y finales de los 70, sobre todo en la producción de programas de aprendizaje del español.

Tampoco sé cuándo se grabaron los diálogos, ni dónde (he visto 1965 como fecha de edición en alguna parte). Mi impresión es que debieron grabarse con posterioridad a 1954 (año de aparición de “Marcelino Pan y Vino”, en cuyo protagonista posiblemente se inspira), y pensando en un turismo que aún no era el de sol y playa.

En la Biblioteca Real de Estocolmo he visto que Trinidad Sánchez-Maza es autora de otro curso radiofónico de español para suecos: “Un día es un día : spansk språkkurs i radio sommaren 1961” (Estocolmo, Sveriges Radio, 1961, 88 páginas). Este manual está ilustrado por Olof Nessle, y contó con la colaboración de Joaquín Herráiz. En 1968 publica también “De vacaciones : spanska för turisten”, en colaboración con Börje Söderlund. Son materiales de mucho interés.

He abierto una bandcamp con lecciones de Marcelino, que espero que vaya creciendo a medida que tenga acceso a más materiales. El sonido que es de baja calidad, con muchos huevos fritos, pero en este momento no tengo los medios técnicos para mejorarlo.

Tengo mucha curiosidad por este tema, así que si alguien sabe más sobre el mismo, me encantará conocer más datos. El “Marcelino” de Trinidad Sánchez-Maza me parece una obra de gran calidad literaria y radiofónica, así como llena de agudas observaciones sobre la realidad española de la época.

Deformación profesional


No sé si es uno de nuestros mayores defectos o una de nuestras principales virtudes, pero los que nos decicamos a la enseñanza tenemos la tendencia natural a buscarle utilidad en la clase a todo lo que vemos, hacemos u oimos fuera de ella.
Resulta que una de mis aficiones es la música electrónica. Hasta ahora, excepto pequeñas excepciones (algunas clases sobre tango electrónico y flamenco chill) había mantenido mi faceta de profesora y de aficionada a Deep House y al Mininal convenientemente separadas.
Hoy me he horrorizado al comprobar que al usar mi invitación para inscribirme en Soundcloud no podía dejar de pensar en lo útil que me parece el invento para clases de E/LE a distancia.
Soundcloud es una red social para amantes del los sonidos digitales. La música electrónica era 2.0 antes de que viniera O´Reilly a ponerle nombre. ¿No son blogs, wikis y podcast variaciones sobre las técnicas de sampling y remix de las que ya hacían gala Coldcut en 1987?
Dejando de lado la pregunta retórica, mientras curioseaba por las maravillosas remezclas y sorpresas que esconde Soundcloud me fijé en su sistema de comentarios.
No sé si a alguno le resultará familiar. Yo desde luego no había visto antes un sistema que permitiera dejar comentarios de texto sobre un audio marcando el minuto o segundo exacto al que se refieren. Existe la posibilidad de dejar comentarios que no se refieran a un momento concreto del audio (regular comments) o dejar comentarios en un momento concreto del audio (timed comments) ¿No os parece la solución ideal para la práctica/corrección de la expresión oral en cursos a distancia? Con ese sistema de comentarios sobre un mp3 un profesor y un grupo pueden valorar la presentación oral de cualquiera de los integrantes haciendo comentarios precisos sobre aspectos concretos.
Cuando COVCELL programó la grabadora de audio para Moodle todavía no estaba pensando en algo así y verlo ahora da muchas ideas. Seguro que ya hay instituciones pensando en cursos a distancia de preparación del DELE y una herramienta asi para anotar la prueba de expresión oral grabada por el alumno puede dar mucho juego.
No sé si los de Soundcloud verán con buenos ojos el uso espurio del invento para comentar presentaciones orales de aprendices de lenguas pero no se lo pienso preguntar de momento. A lo mejor todo se resume en que ya necesito las vacaciones.